domingo, 13 de mayo de 2012

Metamorfosis...?




Anoche nos volvimos a juntar casi todos después de un buen tiempo que no lo hacíamos. Esto de crecer tiene sus pro y sus contra, porque uno asume obligaciones y responsabilidades (aunque también adquiere nuevos derechos) pero son más los primeros que nos terminan separando de los amigos 'verdaderos' y van haciendo aparecer nuevos compromisos, nuevas amistades, nuevos conocidos y una vida diferente a la que veníamos llevando.

Claro que esta situación también se da con chicos nuevos, con la diferencia que estos ya no son ni chicos ni adolescentes aunque sí tienen los mismos o mayores conflictos personales y con ellos se dificulta bastante establecer una relación amistosa profunda como la que tuve y tengo con mis 'diositos'. La amistad 'con derecho a roce' desaparece y las discusiones, las peleas y los alejamientos son cosas de todos los días.

Así que anoche, aunque con una diferencia de unos días, nos reunimos de nuevo casi todos para festejarle el cumpleaños al Tomi, que el 29 de abril, cumplió 19 años...! De-no-cre-er...! El Tomi ya 19 años...! Pensar que cuando lo conocí por primera vez tenía 13 años y por lesión de nuestro arquero y por la suspensión y las lesiones del nuestro y de los que le seguían, lo pusieron a él en nuestro equipo y así comenzó nuestra amistad. Amistad que todavía perdura después de tantas idas y venidas.

Pero recordar mis inicios de amistad con el Tomi, me lleva a darme cuenta que el 'Diario íntimo' que estoy reeditando no es el primero que escribí, sino que hay uno anterior, en donde contaba mis primeros contactos citadinos con chicos como el Mati por un lado y el Tomi por el otro, la Agus y el Matius... Recién ahora me doy cuenta, que muchos hechos que estoy contando los estoy dando por sabidos cuando no es así, pero bueno... No sé cómo le puedo poner solución ahora.

Lo cierto que anoche nos volvimos a juntar en casa, todos los pibes para celebrar el cumpleaños del Tomi. Nos gusta estas celebraciones porque sabemos como empiezan pero es una verdadera incógnita como terminan y eso es lo que más nos gusta de nuestras reuniones de amigos, porque a no ser de las parejas 'serias' establecidas del Gasti con Nicolás y de Caio y Lucho, todos los demás están dispuestos a que si se dan las condiciones, a hacer intercambios de parejas y todo eso.

Y eso, solamente se puede dar con gente que uno conoce de hace mucho tiempo y con la que tiene mucha confianza, sino no se puede. Al final, estuvieron todos y faltaron los 'lógicos': el Rata por la distancia, 'Carita' porque definitivamente terminó su relación con el Andy y el Juanma que está deshojando la margarita para ver si se decide a ser gay, bi o heterosexual. El resto dio el presente, como si del honor se tratara. Hasta Pablito, que se vino del pueblo y se alojaba del Seba.

Obviamente que empezamos todo re tarde como se acostumbra por acá, aunque a eso de las 12 de la noche vinieron el Seba y Pablito con el Gasti y el Nico a ayudarme a preparar las 'cosas'. La verdad que mucho para preparar no había. Teníamos que calentar las pizzas que había comprado temprano y  preparar la mesa donde nos íbamos a reunir. Así que yo mientras me terminaba de duchar y cambiar de ropa, los recién llegados se encargaron de preparar todo.

Los demás fueron llegando a diferentes intervalos de tiempo y los últimos en llegar fueron el Yani y el Tomi que traían la torta del cumpleañero. Comimos, bebimos y hablamos de todo un poco y nos pusimos 'al día' de lo que estaba pasando en nuestras vidas. Ahí fue donde me di cuenta, que los 'pendejitos' (chicos) crecieron y mucho...! Los más chicos son ya pre-universitarios y los más grandes, mejor ni hablar... 

Como en todas nuestras reuniones, el alcohol desinhibe mucho, la voz de Caio le pone un aspecto distintivo a la reunión, las luces se disminuyen al mínimo, otras se apagan, el grupo se disgrega en grupos más pequeños o en subgrupos y comienza el momento tan esperando por todos. El hecho de ser amigos y compartir o haber compartido cierta intimidad, nos permite formar grupos de dos o de tres y entonces nadie se queda afuera. 

Particularmente me gustaba la idea de 'tirarme' (seducir) a Pablito pero éste se mantuvo muy cerca siempre del Seba y eso inhabilitaba mis acercamientos. Me daba no sé qué tirarme a Pablito estando el Seba ahí. También me pasó con Lucho a pesar de las miradas que intercambiamos, pero como no se alejó de Caio, Lucho también quedó en eso: en deseo. Otro tanto pasó con el Yani. Pero todo quedó ahí. Qué me pasa...? El crecer me volvió más 'reservado', más respetuoso con la pareja de la persona que deseo o qué...? La infidelidad tan 'mía' de adolescente donde quedó...? En qué me estoy transformando...? Me voy a convertir en un hipócrita que está desesperado por coger/follar con otro que no es mi pareja, pero por 'respeto-temor-vergüenza-miedo' a la relación que tengo con mi pareja de turno o por la pareja del otro, no le muestro mis verdaderas intenciones...? Estoy en una metamorfosis y recién me doy cuenta...?

7 comentarios:

  1. Siempre te he dicho que eres un depredador, es tu instinto, y por ahí también se podría aplicar al Mati; cuanta más dificultad tiene la pieza más estimulante se vuelve el conseguirla ¿te acuerdas de las rayas del tigren?... parece que ya no te estimula en exceso el estrenar las "piezas" para dejar los despojos a los cachorros, de momento; todo puede volver, yo apuesto a que volverás, ¿babeando y con barba cabdado...? a tanto no me atrevo a apostar, pero sí con un vaso de tubo con cubitos y cualquier líquido: gancia es de niños, en la mano acechando por cualquier rincón.

    Supogo que hasta el 31 seguiré apareciendo por aquí; ABUELO.

    ResponderEliminar
  2. Jaaaaaa, reconozco q soy un depredador como pocos pero respondo a mi naturaleza.

    De última soy lo q soy y no lo q los demás quieren q sea y eso tiene su mérito no...?

    Sé o me parece q estoy cambiando aunque no tengo muy en claro si mis cambios son para bien o para mal.

    Bueno o malo el resultado, yo soy el arquitecto de mi propio destino y eso es lo q vale, no te parece...?

    Besos...!

    ResponderEliminar
  3. Yyy estas mas racional, y mas vivido en experiencias y ademas aprendiste q hay q cuidar cada uno su rebaño, sino lo podes perder......ya q tdos han crecido y cuanto...entonces ahora SOS uno mas d tdos ellos en parte, cuando antes eras tdo para muchos de ellos......o sea la cosa se a emparejado bastante para bien y/o para mal. Pero asi es la ley de la vida. Cuidate . Charlieindio

    ResponderEliminar
  4. Si te cuestionas la ética: lo bueno o lo malo; nunca puede ser consecuencialista, según el resultado; así se justificaron en el Tribunal de Nuremberg los médicos que aplicaron parcialmente las leyes de limpieza étnica al salvar del exterminio a algunos.

    Mérito tiene el contruir una presa que controle las avenidas de un río y regule su caudal para generar riqueza. El río no cambia, pero mejora; dejarlo correr tal cual es ¿qué tiene de meritorio?

    ResponderEliminar
  5. Todos hemos crecido Charlieindio y creo q el 'patrón de estancia' ya no es necesario como lo fue en un momento.

    Antes actuábamos en forma más instintiva y espontánea, ahora racionalizamos demasiado y eso nos afecta también.

    Si este es el costo de la vida q estamos viviendo, el precio q estamos pagando es muy alto. Al menos para mí que no estaba preparado. En fin...

    Besos, Charlie...!

    ResponderEliminar
  6. Betulin, no podemos hablar de méritos, porque en todo tribunal (y no hable de Nuremberg) hay dos posiciones bien radicalizadas: la objetiva y la subjetiva.

    Quizás tus ejemplos sean altamente satisfactorios para vos pero totalmente subjetivos.

    Y si fueran absolutamente objetivos para vos, no faltaría alguien q te los tildara rápidamente de subjetivos y todos tus buenos argumentos cayeran estrepitosamente cual castillo de naipes.

    En el ejemplo del río q proponés, alguien podría decir q genera riquezas, pero perjudica al medio ambiente, a la flora, a la fauna y a la ecología en general constuir una represa allí y las discusiones objetivas-subjetivas serían de nunca acabar. Y q es lo meritorio...? Generar riqueza y perjudicar la naturaleza...? O salvar la naturaleza para todos y no generar esa riqueza para unos pocos...?

    La vida es mucho más simple q todo esto...

    Besos...!

    ResponderEliminar
  7. Indefectiblemente todos evolucionamos y muchos al tiempo maduramos... Y eso significa que en cierta forma dejamos de ser lo que éramos, tanto por los condicionantes de la vida, como porque vamos estableciendo nuestra ética personal... Todo un conjunto que no tiene porque siempre agradable, ni siempre positivo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar