martes, 26 de junio de 2012

Casi íntimos




La verdad que dormí como si no hubiera dormido en una semana. No sé qué diferencia hay en salir de 'joda' y estar toda la noche sin dormir y estar toda la noche sin dormir, pero velando a un muerto. Lo único que sé es que estaba destruido. Tomé el desayuno, me alcancé a desvestir así nomás, me puse alguna ropa que hizo de pijama, le presté un buzo a Patricio, nos acostamos y me acuerdo que nos miramos durante unos segundos, hablamos no sé qué y me quedé dormido.

Si el pibito me decía de tener sexo ahí nomás, yo creo que le hubiera dicho que sí pero me hubiera quedado dormido en plena 'serruchada'. Por favorrrrr...! Me desperté cuando ya era casi de noche y mi compañero de cama no estaba. Lo primero que pensé fue que había ido al baño pero cuando encendí la luz, vi que el buzo que le había prestado para que usara como pijama, estaba doblado encima de la silla y la ropa de Patricio no estaba.

Así que me levanté 'como tiro' (ligero) para ver donde estaba y lo encontré sentado a la mesa de la cocina tomando mate con el Tato y viendo las repeticiones por televisión de los diferentes resultados de fútbol. La verdad que yo me había olvidado por el campeonato, porque la lepra no jugaba nada. Pero Patricio es de Boca Juniors, uno de los clubes más importantes de la Argentina, que tenía la posibilidad de coronarse campeón si los dos primeros equipos (Tigre y Arsenal) no ganaban.

Pero para mala suerte de Patricio, Arsenal ganó, Tigre empató y Boca Jrs. perdió miserablemente, así que estaba triste. El Tato había llegado a casa no sé a qué hora y como lo vio a Patricio mirando el partido y tomando mate. Y como el Tato también es 'matero' se pusieron a tomar mate mientras miraban el partido de fútbol y yo dormía el sueño de los justos. Y así fue como los sorprendí, cuando ya todo había terminado. Yo como no soy 'matero' me dediqué a tomar café.

Después el Tato se fue a acostar y Patricio y yo nos quedamos solos. Patricio me dijo si quería que fuéramos a merendar algo al bar del shopping pero la verdad que yo hambre de merienda no tenia, sino que tenía hambre de comida. De ahí que le dije a Patricio que pidiéramos una pizza y listo. Pero, Patricio me dijo que si me gustaba, una pizza nos iba a costar caro y que podíamos cocinar nosotros, total él ya había visto que teníamos todo para preparar una comida como la Vida manda.

Y dicho y hecho, se puso a preparar una salsa a la bolognesa que estaba una genialidad. Preparó un estofado con unas hamburguesas que tenía en el freezer y después hervimos unos fideos spaghetti que tenía en la alacena. Le echamos la salsa, le pusimos queso rallado 'a piacere' y en menos de lo que tardé en contar esto, la cena estaba lista.  La verdad que comí como un animal. No sé si era porque estaba muy rico o porque yo tenía hambre, pero comí como el día del juicio final.


Obvio que durante la preparación de la cena, la cena y la sobremesa, nuestras miradas y nuestros cuerpos se cruzaron infinidad de veces. También hubo varios inocentes 'jueguitos de manos', algunos roces pero nada que hiciera ver al otro, que uno de nosotros estaba intentando 'hacer contacto' con actitudes que fueran más allá de la simple amistad. Finalmente, y cuando Patricio me dijo que se iba a la casa, le dije realmente lo que sentía.

Yo me había sentido muy bien estar con él todo ese tiempo que habíamos pasado juntos y que me parecía que teníamos la re buena onda. Y que si quería irse a la casa yo lo llevaba, pero que como era ya de noche y bastante tarde, le pregunté si no le convenía quedarse a dormir en casa, que yo lo alcanzaba en la mañana antes de irme a trabajar. Patricio ni siquiera la pensó y me dijo que si, así que eso fue lo que hicimos. Nos volvimos a meter por donde habíamos salido (la cama) y nos quedamos hablando iluminados solamente por la luz del televisor. Me sigue pareciendo que agua en la pileta hay, mi radar gay funcionaba a la perfección, las condiciones estaban dadas en todo sentido, estaba re 'caliente', le tiré un par de sugerencias pero en doble sentido, pero no me animé a encarar ni hacer nada de nada. Podrá ser posible, que ahora que soy más grande, me vuelva tan cagón...? Por favorrrrr...!



6 comentarios:

  1. Anónimo27/6/12 1:28

    Yyy decile q sentí cosas raras y lindas cuando estas con el, haber q te dice, por tus relatos pienso = q vos..q la pile esta llena, y acordate de tantos otros momentos con otros chicos.....como la encarabas. Charlie.

    ResponderEliminar
  2. Pues no, no acerté. San Patricio me falló. Puede que me esté equivocando y le haga falta un empujoncito. Aunque yo creo que el tiempo juega a tu favor.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Kevin Esp27/6/12 15:59

    Luckas, no eres un cagón... eres una persona normal y corriente. Lo que sientes es lo que siente la mayoria de la gente al intentar dar un paso en una relación: inseguridad. Lo que pasa que tu siempre has sido más valiente que los demás hahaha. Nunca se sabe como va a responder del todo una persona.
    Si todavia no has saltado es porque por mucho que lo pienses, en el fondo no estas seguro de que la piscina este llena. Que haría yo? intentar pensar con la cabeza un poco mas enfriada, de manera más objetiva y no tan personal, aunque resulte dificil. Los que te leemos vemos la cosa bastante clara, pero claro, leemos tu punto de vista. Se por mi experiencia personal que ver a alguien al que le tienes que contar algo todos los dias y no poder contarselo corroe por dentro asi que ANIMO! pues cuando te lances, sea lo que sea lo que pase despues será bueno.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  4. Hola Lu, a mi en particular me pasa que a veces no me animo por miedo al rechazo, es una boludez pero es asi. Total gay ya soy, si de ultima me equivoco mala suerte.
    O tendras verguenza de que el se entere tu verdadera orientacion sexual ?
    Bueno animo y suerte, y metele para adelante que para atras se sale jaja
    Un Abrazo
    Arman.

    ResponderEliminar
  5. Sera que si es el mismo Luckitas de estos años?, a juzgar por los comentarios no soy el único sorprendido; lo que si es obvio es que ese chico esta mas que dispuesto, así que si no es ahora sera después.

    Vamos a ver que mas sorpresas nos darás con tus repentinos cambios de
    actuar.

    Cuídate mucho.

    ResponderEliminar
  6. Haciendo las maletas, prácticamente, para irme a los sanfermines y estar un mes fuera de este diario correveidile; rutinariamente te comento la rutina cotidiana de exponer una existencia sin destino por mucho que se quiera ser arquitecto.

    Quedo a la espera de un próximo post de bajoneo causado por el vacio que te vas haciendo en cada relación amistosa, pues sólo concibes la amistad vaciándote por la espita inferior: "con derechos". Necesitamos amigos que NOS LLENEN, no sólo a pistón.

    ResponderEliminar