miércoles, 22 de enero de 2014

El Nono.





Debido a la gran inmigración que tuvimos los argentinos, de italianos y españoles, generalmente se les dice a los padres de los padres de una persona, 'abuelos' para los españoles y 'nonos' para los italianos. Después esta costumbre se fue extendiendo y ahora se los llama indistintamente, 'abuelos o nonos'. Pero hoy voy a hablar de un 'nono' especial que conocí y que conmovió hasta las fibras más íntimas de mi ser. Y no porque, el 'nono' que conocí sea una persona anciana o no tanto, sino que es un muchachito al que le dicen así.



Todo empezó el domingo 19 que fue el cumpleaños del Gasti. Obviamente, me invitó a su cumpleaños y no podía dejar de ir. Conmigo también fue Caio. El Tomi, el Sebi y el Tato se habían ido al pueblo a pasar el fin de semana y no fueron, aunque estaban invitados. Tampoco fue el resto de la pibada. Aparentemente, el Gasti quiere 'tomar distancia' de los 'medianos' y no quiere saber nada de los más chicos o 'pollitos'. La verdad que eso, me molestó un poco, pero bueno, era su cumpleaños y podía invitar a quien quisiera.

Lo que veo mal, es que el Gasti trata de mostrarse 'hetero' ante sus nuevos amigos y amigas, casi todos compañeros y compañeras de la facultad. Nosotros llegamos casi al mediodía, cuando ya habían llegado casi todos los demás invitados. A diferencia del festejo de cumpleaños de la Agus, el Gasti solamente invitó gente allegada a él, mayores de 20 años todos, casi todos conocidos de la facultad o del trabajo. Y allí se seleccionaron muchos invitados. De todos modos, el Caio y yo, supimos adaptarnos perfectamente.

Igual que lo hizo el Matius, que estaba solo porque el Gasti no quiso que fuera con el Juani. De todos modos, 3 éramos parte de la vida pasada y 'oscura' del Gasti y el resto, eran personas de esta nueva etapa de la vida del Gasti, donde quiere mostrarse como 'hetero', cuando nosotros sabemos que no lo es. Ni siquiera es 'bi' pero bueno, yo aprendí a quererlo al Gasti y a aceptarlo tal como es. Sé que más tarde o más temprano, volverá con nosotros, cuando logre superar estas 'crisis' que tiene de tanto en tanto.

El último que llegó fue justamente el 'Nono' que es un pibe que trabaja para los Lucchessi y que lo conoce al Gasti porque entre ellos nació una amistad por trabajar juntos para la empresa Lucchessi & Lucchessi. Y también estudia 'abogacía' (leyes) con el Gasti y el resto de los chicos y chicas presentes. Y acá viene la característica principal del 'Nono'. Como no querían empezar a almorzar por esperar al 'Nono', yo pensé que sería una persona grande, quizás un profesor o algo asi.

Grande fue mi sorpresa cuando me lo presentaron. El 'Nono' es un verdadero 'diosito' tal como me gustan a mí: 'flaquito' (delgado), 'carilindo' (lindo de cara) y 'facherito' (físicamente atractivo). Lo que me hizo dudar, fue que el perfil de la gente que había invitado el Gasti era de 20 años para arriba, pero el 'Nono' no representaba ni siquiera tener 20 años. Como mucho, quizás tuviera 18 o 19 años y lo invitaron excepcionalmente por alguna razón que se me escapaba en ese momento.

Como el 'Nono' llegó último, le tocó sentarse entre nosotros y unas chicas compañeras de la facultad del Gasti. Físicamente el pibito me atrajo desde el principio y me 'empalmé' (se me puso erecta la pija) desde el momento que lo vi y mucho más cuando intercambiamos las primeras palabras. Pero no parecía gay. Sí es medio callado para mi gusto y muy observador. Es de las personas que habla poco y escucha mucho. Intercambiamos miradas muchas veces, aunque yo más que mirarlo, lo admiraba...

Como es obvio, no me pude contener y le pregunté la causa de su sobrenombre. Y ahí vino mi sorpresa: le decían 'Nono' porque era el más viejo del grupo de la facultad. Pero que a él no le molestaba ese sobrenombre porque reflejaba la pura realidad. De todo el grupo, el 'Nono' era el más viejo. Tiene casi 27 años...!!! Empezó la facultad, muchos años después de terminar el secundario y a instancias, de los Lucchessi, que le insistieron mucho para que estudiara 'leyes'.

Y el 'Nono' que de boludo no tiene nada, así lo hizo. Comenzó a estudiar junto con el Gasti a quien conocía ya porque casi hacían el mismo trabajo y ahí estaba, trabajando para los Lucchessi y estudiando leyes y bombardeado de preguntas, no solamente que les hacía yo, sino que les hacía Caio y también las chicas con las que compartía la mesa. Pero yo no terminaba de 'caer' (darme cuenta). Cómo podía ser que aquel 'pibito' que parecía tener 18 años, tuviera casi 10 años más...???

Después de comer, jugamos al 'truco' (juego de naipes) y la suerte hizo que me tocara ser compañero del 'Nono' en el 'punto y hacha' (truco jugado por 6 personas, cuando generalmente se juega de 4). Como es un juego que se basa en la 'mentira' y en hacer muchos 'gestos' (de cejas, ojos, nariz y boca) al compañero, con el fin de que sepa qué 'naipes' tengo, lo pude mirar al 'Nono' sin miramientos y como nos mirábamos a los ojos, aquello fue para mí una sinfonia visual.  

Después, nos fuimos a cambiar de ropas para ponernos el pantalón de baño y meternos en la piscina y allí en el baño del quincho pude ver al 'Nono' como dios lo trajo al mundo. Y él a mí obviamente, ocasión en que me transformé en 'exhibicionista' tratando de motivar de alguna manera al 'Nono' que no dijo nada ni tampoco comentó nada ni siquiera con doble sentido. El 'Nono' tiene un cuerpo muscularmente marcado y espectacular del lado que se lo mire. Y unas nalgas redondas y una pija de tamaño ideal para disfrutar.

Estuvimos en el agua muchísimo tiempo, hasta que el 'Nono' salió para preparar unos 'mates' (infusión que tomamos los argentinos) acompañado por 'facturas' (masas rellenas de dulce de leche o crema pastelera). Obviamente yo salí detrás de él, pero detrás mío, salió el Matius, el Caio y un par de chicas más que sentían atracción por Caio y su manera de hablar el 'portuñol' (mezcla de portugués y español). Asi que no pude hacer ni decir nada de nada. Claro que aunque mi excitación funcionaba a 1000 'rpm' (revoluciones por minuto), no pude preparar ninguna estrategía porque la misma situación me desbordaba. Después, hicimos un 'volley' entre todos y volvimos a la piscina. Cuando se estaba haciendo de noche, decidimos emprender la retirada. Por suerte, Caio no se dio cuenta de todo lo que me atraía el 'Nono' pero no pude hablar del tema, porque a la vuelta, llevé a la casa a tres chicas compañeras del Gasti. Igualmente, no me puedo sacar de la mente al 'Nono'. Es la primera vez que me pasa que me gusta mucho un chico más grande que yo y con el cual, haría de activo o pasivo, sin mucho preámbulos... Será que a medida que envejezco me empiezan a gustar los 'nonos'...??? jeeeeee...



12 comentarios:

  1. Jajajajajaja... Menudo nono. Hay gente que tiene el privilegio de aparentar menor edad de la que tiene. De hecho este fue mi caso que hasta los treintaytantos aparenté no pasar de los veinte... Aún hoy, a pesar de mis canas, aparento ser más joven de lo que en realidad soy...

    Suerte con ese "Nono".

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Me recordaste una "españolada" que llamamos por acá (una peli de los años 70 de calidad cinematográfica digamos limitada), interpretada por un grandísimo actor llamado José Luis López Vázquez. En esta peli (ni siquiera recuerdo el título) su personaje tiene una novia o mujer oficial y una lista de amantes tan grande que para no equivocarse y llamar a una con el nombre de otra decide llamarlas a todas "Churri". Creo que vas a tener que empezar a usar esta táctica para no llamar "Pollo" a "Caio", "Nono" a "Matius", "Tomi" a "Luciano", "Pollito" a "Carlitos", "Sebi" a "Nico" o "Gasti" al "Ratita", que por cierto hace mucho que no sabemos nada de él. Tú al menos tienes la suerte de que buena parte de tus "Churris" conocen la existencia de los demás. Confieso que me cuesta trabajo a veces recordar quién es quién con tanto nombre. Me voy a tener que hacer una lista, como en los libros de "Canción de Hielo y Fuego", para no perderme :(
    Y no te engañes. A ti te gustan los viejos que parecen jóvenes, y eso pasa pocas veces.
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Con lo persistente que eres cuando persigues a alguien, si no es gay acabará siéndolo jajaja

    Y me alegro de que empieces a descubrir el mundo de los "un poco más mayores". Con un poco de suerte hasta tengo alguna oportunidad dentro de un tiempo ;)

    Un beso (de un siempre joven)

    ResponderEliminar
  4. Lo q te gusta es q aparenta ser mucho menor... eso me ha pasado, conocido gente mayor pero fisicamente parece mi edad. No se tu, pero a medida q he crecido mis gustos tambien... es decir, no me atrae mucho un menor como antes... pero son gustos de cada quien.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  5. uhhh, nunca conocí a alguien así ! jajaj puede ser una experiencia interesante ;)

    ResponderEliminar
  6. Josep: yo también espero tener suerte con el Nono.

    Pero, es difícil acceder a él. Más que es hetero, no soy su amigo ni hay muchas posibilidades de tener contacto con él.

    De todos modos ya surgirá algo, de algún modo.

    Besos!

    ResponderEliminar
  7. Alucinaito: no puedo evitarlo, mi círculo social se va ampliando poco a poco y cada vez conozco gente nueva.

    La verdad que tendría que llamar a todos por igual, porque bastante trabajo me cuesta recordar tantos nombres cambiados y a veces los confundo.

    Pero mal que mal, lo estoy haciendo bastante bien, no...??? jeeeeeee...

    Besos!

    ResponderEliminar
  8. Yo creo que de alguna forma te puedes acercar de manera casual, no sé tal vez lo encuentres en Twitter o Face y ya ves que onda.
    Yo igual me veo un poco más joven de lo que soy, pero a diferencia de un señor a veces me tratan como puberto.
    En fin, en algún momento alguien le tiene que gustar al Gasti y allí se verá todo. Caio es sexy?
    Y sí, yo creo que es normal que nos vayan gustando personas mayores conforme vamos creciendo.

    ResponderEliminar
  9. Parmenio: hace rato que descubrí el mundo de los 'mayores', el de los 'medianos' y el de los 'chicos'.

    Pero siento cierto rechazo hacia los mayores y no sé por qué. Ya tendré tiempo de analizarme introspectivamente.

    Será porque desde muy chico y por la pelea que tuve con el Bader, me tuve que relacionar con los 'medianos' y los más 'chicos'...???

    La verdad que no lo sé, pero algún día lo voy a averiguar... Palabra...!!! jeeeeeee...

    Besos!

    ResponderEliminar
  10. Erik! Es algo raro explicarme, pero siento algo parecido al retrato de Dorian Gray.

    Mis diositos me entran por la vista y los prefiero flaquitos y carilindos, antes de esos musculosos y cara de viejos.

    Pero, gustos son gustos, dijo una vieja y se metió un palo en el culo... jeeeee...

    Besos!

    ResponderEliminar
  11. Balanz: una de mis máximas dice que nada se da por casualidad, sino porque se los busca.

    Hay muchos 'grandes' con cara de nene (yo soy uno de ellos).

    Y no te creas que es una ventaja, a veces es una desventaja, parecer más chico de lo que uno en realidad es. A veces... jeeeeee...

    Besos!

    ResponderEliminar
  12. EduDor: buena idea esa de buscarlo al Nono en facebook, gracias...!!!

    Comparto lo tuyo a medias, porque a medida que voy creciendo, me siguen gustado los 'diositos' más chicos que yo.

    A veces supongo que será algo hereditario de mi viejo, que siempre eligió a sus mujeres, bastante más chicas que él. Por ejemplo, a su primera mujer le lleva 8 años, a mi mamá 16 años y a Mariana, su actual esposa, 30 años...

    Quizás tenga sus genes conmigo, con la diferencia, que yo prefiero a los varones antes que a las mujeres... jeeeeeee...

    Besos!

    Pd.
    Caio es muy sexy y lo hace más atractivo la forma de hablar que tiene.

    El Gasti, podrá terminar haciéndose sacerdote, pero no por eso dejaré de amarlo, como lo amo.

    En fin, cosas de gays...

    ResponderEliminar