domingo, 29 de abril de 2012

Intercambiando amor



 Ayer al mediodía apareció por enésima vez el Yani en casa. Quería hablar con Tomi. Yo lo recibí bien porque más allá que se haya portado 'guachamente' (mal) cuando fuimos al campo con algunos de los pibitos, no puedo negar que con el Yani tenemos además de muy 'buena cama' (sexo), un intercambio de sentimientos que van más allá de la simple amistad. Pero a ese tema nunca lo hablamos y siempre nos dedicamos a satisfacernos sexualmente y hasta ahí. Ahora venía por el Tomi.

Y el Tomi que está viviendo en casa y que estaba como bola sin manija, satisfaciendo a algunos de los que andábamos por ahí (léase yo, no sé el Tato), en cuanto escuchó que el Yani lo buscaba, no lo pensó dos veces. Se cambió de ropas, se abrigó más y se fue con él con rumbo desconocido. Así que el sábado, una vez más almorcé solo, pensando cuál de los diositos andaría como yo, para pasar una tarde haciéndonos compañía mutuamente. En eso estaba, cuando sonó el teléfono: el Seba.

El Seba me preguntó si quería ir a la casa porque la madre estaba de guardia todo el fin de semana y él pensaba que como llovía y hacía frío y ya había estudiado, y no tenía otros planes y no daba para hacer otra cosa, había pensado que podíamos pasar el fin de semana juntos como hace mucho que no lo pasábamos, o en la casa de él o en mi casa de la ciudad o en el campo. La verdad que la idea estaba más que buena pero preferí la casa de él por si alguno de los pibes se nos quería unir.

Así que antes de salir, garrapeteé una nota para el Tato o el Tomi si volvía que me había ido a pasar el fin de semana a la casa del Sebi. Una vez en la casa del Sebi, realmente pasamos un fin de semana más que fantástico en todos los sentidos, los dos solos, como hacía mucho que no lo pasábamos, reviviendo tiempos antiguos de 'pendejos' (chicos), recordando las mil y una anécdotas que teníamos entre y de nosotros y haciéndonos el amor de mil maneras diferentes. Días pasados, uno de los chicos que escribe su blog 'El príncipe destrozado' me preguntaba si pensar o hacer el sexo todo el tiempo no era señal de que uno por dentro está vacío. En aquel momento, le contesté lo que le contesté. Hoy le contestaría que no. Que cuando pensaba en el sexo y le hacía el amor al Sebi durante todo este fin de semana, no estaba vacío... estaba lleno de amor...!!! jeeeeeee... chauuuuuu...!!!

viernes, 27 de abril de 2012

Intento fallido



 
Bueno, la verdad que no se me ocurre nada a pesar de los comentarios que me hicieron de cómo se puede ayudar a los chicos gays. Lo ideal sería hacer algo como hicimos nosotros desde el principio pero no siempre se puede por muchas razones. Y eso que le estuve 'dando vueltas' (pensando) como se podía hacer pero no llegué a nada. Además, pensando como se fueron dando las relaciones 'amistosas' primero y 'afectivas' después, todas tuvieron una característica diferente.

Por ejemplo, con todos los pibes al principio, empezamos siendo amigos. Nos conocimos de mil maneras diferentes pero nunca mostrándonos abiertamente nuestra sexualidad. Primero nos hicimos amigos, y de a poco fuimos afianzando esa amistad hasta que llegó el momento en el que decidimos por 'motu propio' reconocer que éramos gays, ir más allá y entregarnos a la 'transa' primero y al sexo después. Siempre con buena onda y confiando en el otro y en lo que sentíamos.

Al amigo lo elegimos para pasar buenos momentos, tener sexo, hacernos el amor o simplemente para disfrutar juntos de la vida. Pero en el grupo de amigos, o lo que yo llamé la 'isla', la ayuda que nos podemos brindar es mutua y aplicamos la psicología intuitiva. Usamos el sentido común, aplicamos el mejor de los criterios, y tratamos en todo momento de llegar exitosamente al mejor de los resultados pero eso es porque entre todos  nosotros existe un sentimiento amistoso/afectivo.

Y ese sentimiento no se puede lograr en más que un pibito que se integra al grupo cada vez. Lograr la relación amistosa/afectiva que nosotros conseguimos, se da de a poco, solamente de a uno por vez y es un proceso que lleva su tiempo. Solamente, tuvimos una excepción que se dieron de a dos, como en el caso del Lucho y del Juani en su momento y que resultó bien. No sé que pasaría integrando de a tres al mismo tiempo al grupo. Además creo que en nuestro grupo se dio porque las edades eran similares y todos éramos adolescentes, más grandes o más chicos, pero adolescentes al fin. Entonces es más fácil confiar. No sé que pasaría si un joven adolescente gay se enfrentara con un joven adulto gay. Creo que todos estos son los principales obstáculos de las organizaciones de LGBT y otras organizaciones similares 'chocan' en el momento de querer ayudar a un pibito gay menor de edad, sin contar los problemas familiares, sociales, legales, jurídicos, psicológicos y demás. Se ve que en este mundo, hay cosas que no cambiarán nunca... o al menos por ahora... jeeeeee... chauuuuuu...!!!

martes, 24 de abril de 2012

La punta del ovillo




La verdad que al re escribir esta mañana el post de mi viejo blog, medio que me di cuenta que mi vida de gay se desenvolvió de manera diferente a todos los demás gays adolescentes que escriben sus vidas en diferentes blogs. Y ahora veo el por qué. Ellos, la mayoría de los gays adolescentes, crecieron solos, ocultando su condición sexual, añorando tener cualquier tipo de contacto sexual, con el amigo de turno y rodeándose de much@s amig@s pero hasta ahí.

Esa será la constante del gay adolescente...? Porque yo rompí ese molde casi desde el 'vamos' (comienzo) cuando empecé a sentir atracción hacia los varones, o mejor dicho hacia un varón en especial, después de bastante tiempo, de 'tiras y aflojes' y de 'miraditas y sonrisitas intercambiadas' me di cuenta, que ese varón que a mi tanto me gustaba y que yo deseaba, también yo despertaba en él, sentimientos insospechados, que se concretó en nuestro primer beso.

Y con el tiempo se fueron agregando todos los demás. Tanto en el pueblo como en la ciudad, con la diferencia que al adolescente gay menor de edad de hoy, le cuesta horrores abrirse y buscar amigos de su misma condición. Será que el 'radar gay' es un 'bluf' (mentira) que no tienen todos o es que no les funciona a todos...? Porque sino no se explica. Y el que encuentra a uno similar a él, tiende a formar una pareja, o a ser novios. Y se 'cortan' (aislan) por la vida ellos solos, olvidándose de todo y de todos los demás.

Y se me ocurre que no siguen buscando. Es como si no quisieran ampliar el espectro de amigos gays, con quienes pasar un buen rato, disfrutar de la vida y pasarla bien. Porque tampoco es como cree el Petit Prince que el sexo es todo en mi vida. También sé disfrutar del juego de la 'botellita' con toda la pibada, de escuchar a Caio y bailar apretados en el living de casa, de transarnos cerca del fuego en el campo o disfrutar de la compañía de todos cuando salimos juntos y vamos al cine por ejemplo.

Pero una cosa es una cosa y otra cosa es otra cosa. Realmente me duele lo que hizo Felipe pero también lo que hizo el boludo del Matius, por calentón, aunque si eso me hubiera pasado a mí, yo no sé que hubiera hecho. Seguramente, lo mismo que el Matius. Lo que no sé si hice bien, fue en integrar así de golpe a Felipe al grupo, porque por ahí, como alguien me dijo, lo integré a Felipe porque reúne las condiciones de 'diosito'. Creo que por ahí puede llegar a tener razón. Aunque reconozco que también pensé en los otros 'Felipe', y que no son precisamente 'diositos' que me gustan y que deseo, pero justamente son esos, quienes más ayuda y apoyo necesitan, para salir del clóset donde están metidos y que solos no pueden hacerlo. Pero, yo por muchas vueltas que le doy al asunto, no le encuentro la punta al ovillo. Por otra parte, no sé si este ovillo, tiene punta. Alguien sabe si la tiene...?

domingo, 22 de abril de 2012

Depende del cristal con que se mire




La verdad que la historia de Felipe me trastocó la vida. Lo conocí este fin de semana porque el pibito no solamente que está 'sensibilizado', sino que el solo hecho de que el Matius le haya dicho que había gente de su 'entorno' que lo quería conocer, fue suficiente para que Felipe dijera que sí, sin poner ni obstáculos ni trabas en el medio. Y si bien ya le falta bastante poco para la mayoría de edad (lo aclaro porque más de uno debe estar pensando que es una criatura) nunca había tenido sexo gay.

Felipe proviene de una familia de clase media como cualquier otra de acá, aunque los padres están divorciados. La madre trabaja para poder llevar adelante un hogar formado por 3 hijos, de los cuales Felipe es el del medio. La más grande es una mujer y la más chica otra. Felipe va al colegio secundario, tiene amigos o conocidos como cualquier otro y también amigas, con los que hace vida social pero mantiene su orientación sexual en el mayor de los secretos y su condición, también, bien guardada en el clóset.

Como muchos pibitos gays de acá, le gustan algunos pibitos de su colegio, del barrio y de la vida en general, pero se cuida 'in extremis' de que su secreto tan bien guardado no salga a la luz. Vivió hasta la edad que tiene 'pajeándose' (masturbándose) y pensando en los diositos que adora pero llegó al límite que se arriesgó y entró al chat gay para conocer a otro chico como él o más grande que aceptara a tener sexo. Y ahí apareció la figura del Matius y la historia que ya conté.

No sé que pasa pero últimamente no me pude volver a conectar a ese chat gay. Se habrán dado cuenta que entraban muchos menores...? Aparentemente si alguien los clausuró o algo por el estilo, fue por la presencia de menores. Pero es tan fácil burlar esa vigilancia que da risa que hayan tomado una medida así. Prefiero creer que están en tareas de mantenimiento. Porque tampoco dejan que los menores entren en los boliches bailables o tomar alcohol y sin embargo... 'e puor si mouve'... jeeeee...

Pero sigo con el tema de Felipe. Felipe se quedó admirado de que constituyéramos un grupo semi-cerrado de diositos y todos gays. Obviamente como nadie 'mariconea' (se hace o es afeminado) es más difícil detectarnos pero el radar gay, al que le funciona no le falla, nos detecta a la distancia, como detecta un radar a un misil. Por ahí el Juani medio que mariconea a veces excesivamente pero que lo deja de hacer cuando el Matius lo mira. Y bueno, entre ellos se entienden...!

Anoche salimos solamente unos pocos: Caio, Lucho, Tomi, Juani y yo. Fuimos a un bar que está de moda. Fuimos a tomar algo y a escuchar música. El Matius con Felipe se nos agregó después. Ahí fue cuando conocimos la historia de Felipe y Felipe nos conoció a nosotros pero no a nuestra historia individual aunque si a nuestra historia de grupo. A grandes rasgos le contamos que éramos un grupo de 'amigos con derecho a roce' y también algunas 'parejas/novios' consumadas y otras a consumarse.

Lo que nos costó fue trasladarle la idea que teníamos, que no era otra, que se agregara al grupo para que viera qué 'onda', con nosotros primero y con los demás después. Especialmente porque faltaban muchos diositos con quienes se podía sentir con total libertad de hablar o decir lo que pensaba. Felipe, no estaba muy cómodo y era natural, pero se fue sintiendo mejor, porque anoche, el bar que elegimos, fue una verdadera pasarela de diositos de todas las edades que nos excitó increiblemente.

Y hablar, comentar y pensar en voz alta hizo que Felipe se diera cuenta que había 'otro mundo' paralelo al mundo donde él creía que vivía. Para mal de males, o para bien de bienes, se encontró con unos amigos del colegio que nos presentó como 'amigos' y como el bar estaba lleno, compartimos mesa y algunos también sillas. En el grupo había de todo, lindos y feos pero todos bastante simpáticos y 'entonados' (casi ebrios)

Mi radar gay sonó allá abajo varias veces con un lindo chico con el que cruzamos miradas varias veces y también sonrisas. Y a pesar del 'pedo' (borrachera) que tenía, no me puedo olvidar de esos ojazos almendrados color verde, el cabello rubio oscuro y una carita angelical que me derritió en el momento y me hubiera dejado someter ahí mismo de proponérmelo. Se llama Jerónimo y le dicen 'Jero'. Pero yo no podía pensar con claridad y Jero tampoco. Pero seguramente nos vamos a volver a encontrar y sabremos cuantos pares de patas tiene un gato... jeeeeee... Ahí estuvimos un rato más pero después decidimos irnos y volvimos a casa. Previamente acompañamos a Felipe a la casa y quedamos encontrarnos entre semana en casa para seguir conociendo al resto de la pibada. Después en casa, cada uno disfrutó de su pareja/novio como la Vida manda... jeeeeeee...

viernes, 20 de abril de 2012

En la búsqueda



 
A lo mejor muchos piensan que pagar por sexo es algo exclusivo de viejos, pero lo cierto es que muchos 'pendejos' (adolescentes menores de edad) también pagan para que los 'cojan' (follen), no sé si por morbo o porque sienten que pagándole a un chico activo cumplen con sus fantasías. La mayoría sueña con poder tener sexo con un tipo que les rompa el culo y los hagan sentir como que son sus putas, aunque no lo sean.  La verdad, una cosa bastante rara.

Algo de esto le pasó al Matius ayer con el pibito que el Juani había conocido por el chat pero que había concretado encontrarse con el Matius. Pero recién hoy el Matius me lo dijo, en esta segunda oportunidad y no porque se sintiera orgulloso de lo que estaba haciendo, sino totalmente lo contrario. Estaba arrepentido de haberlo hecho, pero lo hecho, hecho está y el Matius, 'sin comerla ni beberla' (sin quererlo), se prostituyó con ese pibito.

Porque otra palabra no le cuadra al hecho: el Matius no le cobró al pibito por hacerle los 'favores sexuales' que el pibito quería recibir por parte del Matius, pero al finalizar el encuentro sexual, el pibito le entregó al Matius casi $ 300 (unos 70 dólares más o menos) por 'lo del otro día' y 'por lo de hoy'. Y el  Matius que nunca se prostituyó ni tampoco pensó nunca convertirse en un taxi boy, de pronto se encontró con un potencial 'cliente' que quería 'contratarlo' al menos una vez a la semana.

El único que tiene experiencia en ese campo es el Tomi, cuando era pareja del Yani. Pero él lo hizo siempre con gente grande y no logra entender como ninguno de nosotros como puede ser que un pibito recurra a un taxi boy para poder tener sexo homosexual. Al menos Felipe (así se llama). Además tiró por el suelo mi teoría de que todos los que chateaban buscando relaciones gays, era gente fea que no tenía muchas posibilidades de conseguir un encuentro en vivo y en directo.

Pero me equivoqué. Felipe al decir del Matius es un pibito atractivo, con las características que a mi me gustan los 'diositos'. Pero me la dejó 'picando' (en suspenso) como esperando que yo dijera algo. Y yo no lo dije pero lo pensé. Cuántos 'Felipe' hay en mi ciudad que no tienen la más remota posibilidad de hacer contacto con un chico gay de su edad o un poco más grande, sin entrar en el chat por sexo pago o caer en los tentáculos de un tipo grande...?

Por eso hoy estuve pensando en invitar a Felipe a la 'isla', pero Tomi tiene razón cuando me dice que no puedo llegar a convertirme en un idealista nato e integrar a todos los gaycitos que anden dando vuelta necesitados de comprensión, contención, amistad y también por qué no, sexo a mi pseudo isla de amigos 'con derecho a roce'. Yo entiendo perfectamente su punto de vista y lo comprendo, pero también me pongo en lugar de estos gaycitos que no pueden encontrar la punta del ovillo. Y verdaderamente, no sé qué hacer, si quedarme de brazos cruzados viendo como dice Lapegnola que esto también pasaba en los '60 o en los '70 o intentar de alguna manera el cambio. Porque los colectivos gays, las asociaciones de LGTB y otras organizaciones similares, trabajan en pos del gay adulto, pero qué 'poca bola' (poca importancia) le dan a los pibitos gays, menores de edad, por favor...!!!

jueves, 19 de abril de 2012

Nuevamente una isla...




 El fin de semana inicié el tema después de habernos hecho el amor con el Matius, pero continuó durante todo el fin de semana y la semana también porque medio que lo pude poner en práctica. Esto es, por qué los adolescentes gays jóvenes o muy jóvenes, tienen tantos problemas de asumir su condición sexual o su orientación sexual o su sexualidad o como quieran llamarle...? Y por qué yo no tuve esos problemas aunque sí tuve otros claro...!

Y después del Matius, hablamos del tema con los demás chicos y terminé verificándolo personalmente durante la semana cuando me conecté a un chat gay y otro de adolescentes de mi ciudad. Claro que todo empezó con el Matius, cuando me comentó que el Juani había conocido chateando a un chico gay muy joven. A mí eso particularmente no me extrañó nada, lo que sí me extrañó fue que el chico gay ese, sin conocerlo y bastante menor que él, le propuso encontrarse para tener sexo.

Obviamente que el Juani no fue a la cita porque el otro chico es pasivo como el Juani y cuando se intercambiaron fotos, el Juani le mandó una foto del Matius. El pibito aceptó al 'toque' (rápido) y planearon primero conocerse personalmente y si tenían 'onda' seguirían adelante con la idea. El Juani le contó al Matius lo que había pasado, le mostró la foto del pibito y como al Matius medio que le gustó la idea aceptó encontrarse con el pibito.

Como corolario, el Matius hizo que el pibito perdiera la inocencia y también la virginidad, pero lo interesante viene acá: qué les pasa a los adolescentes jóvenes o muy jóvenes...? La mayoría de los chicos preadolescentes y adolescentes de acá al menos, atraviesan su sexualidad no solamente en el mayor de los secretos porque son totalmente incomprendidos sino también en la peor de las soledades, lo que los vuelve fácilmente sensibles y vulnerables a hacer y dejarse hacer cualquier cosa.

Obvio que el pibito ese se aferró al Matius y le preguntó si podían volver a 'encontrarse'. Pero el Matius aunque no está acostumbrado al 'toco y me voy' y menos con desconocidos, le dijo que sí. No recuerdo si era hoy el encuentro o mañana. Pero eso es 'harina de otro costal'. Lo que me llevó a escribir este post es que yo al igual que el Juani al meterme en ese chat de adolescentes y de gays, descubrí lo que descubrí y que describo a continuación.

En la mayoría de los casos, son casi todos pasivos, y todos o casi todos están dentro del clóset. Y su secreto lo mantienen con su familia más íntima, con sus amigos/as, compañeros/as de colegio y con cualquier otra persona con la que se relacionan. Pero buscan romper ese círculo de aislamiento y soledad, relacionándose con gays mayores que él, que en el mejor de los casos, los terminan 'cogiendo' (follando) por todos lados, encontrando dos problemas, donde antes había uso solo.

Estos pensamientos me llevaron a pensar que fue lo que pasó en mi vida que no transcurrí por esos caminos ni siquiera parecidos. Y llegué a la conclusión de que todo se lo debo al Seba primero, ya que mi sexualidad no se desarrolló en soledad sino que la hice con otro. También tuve a mi favor, el apoyo que me dio el Tato en su momento, mis amigos más cercanos después y mi viejo al final, si bien mi mamá no aceptó mi orientación sexual, tampoco me rechazó de plano. Y ese apoyo a mí me sirvió.

Y finalmente, creo que el hecho de haberme independizado siendo más o menos adolescente de mis viejos y lograr hacerme de nuevos amigos, gracias al radar gay, casi todos de mi misma edad o más chicos, me permitió poder compartir las dudas, los temores, los miedos pero también las satisfaciones, las alegrías y los sentimientos que mantenía por uno o por el otro. También me sirvió escribir los blogs que escribí y los muchos consejos que recibí. Aunque creo que lo más importante de todo, fue crear, mantener y vivir en una especie de 'isla' hasta que la isla se hundió. Pero no entrar en el ambiente gay, nos permitió y nos permite seguir gozando de una manera creo que diferente a la que vive el resto, aunque a veces pienso si realmente no seguimos habitando en una especie de isla que nos salvaguarda de un mundo que como dice el tango, es febril y feroz...

martes, 17 de abril de 2012

Re-encuentro de fin de semana


 

Esta semana fue decididamente diferente a la semana pasada, mejor dicho al fin de semana santo, donde realmente me comporté como un verdadero 'santo'. Aunque tengo que admitir que también estaba cansado porque a medida que uno crece, disminuyen los tiempos libres y aumentan las responsabilidades y también las ocupaciones. El trabajo con el 'don' me lleva poco tiempo pero la facultad, el estudio y las actividades extras la verdad que me dejan poco tiempo libre.

El fin de semana pasado (viernes) vinieron a casa como lo habíamos planificado en Matius y el Juani que son pareja pero no son novios. Es una relación rara de dependencia, pero no me voy a poner a analizar esa relación porque seguramente los aburriría con teorías y pensamientos. De todos modos, yo amo al Matius y también al Tomi pero no a Juani, o sea que con el Juani, tengo una buena 'cama' (sexo) y nada más. Con los otros, en cambio 'hago el amor', pero no me importa que lo hagan también entre ellos. 

Raro, no...? Pero bueno, el viernes a la noche y casi la madrugada del sábado hicimos una cama de cuatro, con intercambio de parejas, pero en diferentes dormitorios, donde tuve sexo con el Juani y el Matius con el Tomi. Y cerramos la noche, haciéndonos el amor mutuamente con el Matius, algo que no hacíamos desde hacía bastante tiempo, porque por 'h o por b' siempre no nos podíamos juntar. Pero el viernes nos sacamos las ganas y pude comprobar que realmente yo no soy el único que está creciendo. Después nos quedamos hablando con el Matius un buen tiempo, donde me habló de algunos 'temitas' que voy a comentar acá en un próximo posteo para que este no se haga tan largo y se aburran con tanta sanata... jeeeeee... chauuuuuu...!!!

viernes, 13 de abril de 2012

Pascua




El domingo de Pascua no cambió nada. Mis viejos habían invitado a los amigos de siempre del pueblo a comer cordero a la estaca y nosotros no tuvimos mucha oportunidad para hacer nada. Al menos yo que tuve que hacer de 'co-anfitrión'. Para colmo de males, a mi viejo se le ocurrió invitar a los Lucchessi, que por supuesto aceptaron el convite, así que toda la pibada terminó como el cordero, atados de pies y de manos.

Recién a la tarde, a la hora de la sobremesa, pudimos escaparnos para el lado del monte, donde cada pareja pudo transar a gusto pero hasta ahí, porque no creo que nadie haya llegado a más por muchas ganas que tuviera. Los árboles del montecito dan la intimidad necesaria pero el ambiente en general en sí no era tan seguro y como el Seba sigue igual que cuando tenía 13 años, no se animó más que a la transa light y hasta ahí.

Así que en esta semana 'santa' tuve un comportamiento más que santo, transa light y nada más y eso que tuve a todos los diositos imaginables a mano. Por suerte, esta semana, el Seba siguió reuniéndose con su grupo para seguir estudiando y me liberó de su compañía para que yo pudiera disfrutar del Tomi que desde que se separó del Yani, volvió a vivir en casa y supongo que en este fin de semana, si me salen mejor los planes, reviviré tiempos idos con el Matius y el Juani que ya se comprometieron a pasar el fin de semana en casa, al menos la noche de hoy viernes. Mañana van a venir los otros pibes y posiblemente Nico. O sea que de a poco, la 'isla' intenta resurgir, claro que con algunos cambios, pero nosotros estamos cambiando y ya no somos los mismos. Claro que no sé si para mejor o para peor...

jueves, 12 de abril de 2012

Asceta de sábado santo




El sábado santo habíamos pensado hacer el día del 'todo vale' porque primero el jueves y después el viernes, por una cosa o por otra, al final no pudimos hacer nada de lo que teníamos planificado, y que era, transformar la casa de campo de mi viejo, en una especie de Sodoma o Gomorra. Estábamos todos listos para entregarnos a las más desenfrenada de las orgías, voluntaria eso sí, sin obligar a nadie ni haciendo participar a nadie que no quisiera, (Nico entre ellos), pero orgía al fin.

Al mediodía para cuando nos levantamos, nadie tenía hambre pero sí muchas ganas de participar de una tarde desenfrenada de amor para unos y de sexo para otros. Los únicos que mantenían el romanticismo eran el Gasti y Nico que habían decidido no participar en ninguna actividad sexual y seguir hablando y conociéndose. El resto, activos, pasivos y amplios no veíamos la hora de comenzar a experimentar la sensación que habíamos planeado y pensábamos vivir en poco tiempo.

Pero (todo siempre tiene un pero), el Gasti y Nico que se habían sentado en el jardín del frente de la casa, me avisaron que por el camino venían dos personas, que habían saltado la tranquera principal de la entrada, que estaba cerrada con candado y se dirigían caminando hacia la casa, pero como todavía estaban lejos, no alcanzaba a identificarlos. Obviamente que salimos a ver quiénes podían ser. Una vez ya habíamos sufrido un intento de robo y no pensábamos pasar por una circunstancia similar.

Pero en cuanto me asomé al camino, se me fue la sangre del cuerpo. La silueta, la forma de caminar, todo, indicaba que era el Seba. Y el otro, si bien todavía estaban lejos, me jugaba las 'bolas' (testículos) que era Pablito. Y a pesar de las diferentes apreciaciones de los demás, verifiqué en cuanto se acercaron más que yo había adivinado, así que adiós al menos mis planes orgiásticos. Y casi el de todos, porque la presencia del Seba y el Pablito, desacomodó las parejas y volvimos al punto de partida.

Caio-Lucho, el Matius-Juani, el Andy-el diosito, el Seba y yo, el Gasti y Nico éramos las parejas constituídas. Pero el Tomi y Pablito habían quedado 'rengos' (sin pareja) y tampoco tenían intenciones de formar pareja ni hacer nada entre ellos. Además se podía agregar el Juanma en cualquier momento y ya nada tenía sentido. Yo le debía fidelidad al Seba, aunque conoce mi 'poliamoría' y me deja 'picotear' (hacer el amor) con el Tomi o con el Gasti o el mismo Matius si no está él presente. Así que el sábado santo, fue un día más en el que no tuve otro remedio que convertirme en 'anfitrión' para hacer sentir bien a todos y hacerlos pasar un sábado santo lo mejor posible. A la noche compartí el colchón inflable en la sala, con el Seba y Pablito, filosofamos barato y hablamos de mil cosas pero no hicimos nada en contraposición de lo que podía estar pasando en cada dormitorio, donde seguramente, hablaban menos y practicaban más. Si sigo así, me voy a convertir en un verdadero asceta... por favooorrrr...! jeeeeee...

miércoles, 11 de abril de 2012

Viernes demasiado santo




El viernes santo me tuve que levantar tipo 8 de la mañana, porque vino don Herrera a preguntarme si necesitaba algo porque iba para el pueblo. La verdad que necesitar, no necesitaba nada, pero el viejo me dijo que iba para el pueblo porque mi viejo le había encargado pescado para asar y venían a comerlo al campo. La verdad que eso me desconcertó porque mi viejo no me había dicho nada que venía al campo, claro que yo tampoco le había avisado que iba con la pibada a la casa de campo.

Eso alteró un poco nuestros planes, porque está bien que ni mi viejo ni Mariana ni las pibitas iban a venir a 'jodernos' (molestarnos), una porque ya conocen lo nuestro y otra porque son re piolas, pero igual frente a ellos, no se puede andar exteriorizando nada o mejor dicho, no se puede exteriorizar lo  mismo que si estuviéramos solos. Además, estaba con nosotros don Herrera y el Juanma, situación que terminó por hacernos comportar como si fuéramos heteros, más que nada por Nico.

Y el viernes santo fue fue un día perdido para lo que habíamos planeado, pero fue ganado porque además del pescado asado, también habían comprado paella (puaj), empanadas de vigilia (rellenas de atún) y nosotros cocinamos pastas con salsa filetto que terminamos comiendo, para no herir los sentimientos cristianos de Mariana. En fin. Hablamos de mil y un temas. También con el Juanma, con el que nos intercambiamos miradas con ganas, pero hasta ahí, porque no se podía hacer nada...

Mi viejo, Mariana y las nenas merendaron y también cenaron con nosotros y se volvieron al pueblo cuando ya casi era medianoche. Pasamos un gran día pero no resultó nada de lo que habíamos pleaneado. Nosotros nos quedamos 'libando' un rato más pero como realmente estábamos cansados por tener sexo y acostarnos re tarde la noche anterior, levantarnos más o menos temprano y vivir 'alegres' (casi ebrios) durante todo el día y no haber descansado nada, apenas se fueron mis viejos nos fuimos a los dormitorios, pero por segunda vez en la semana, me quedé dormido durante la transa, antes de experimentar cualquier tipo de acercamiento amoroso-sexual como era mi deseo. Será que me están faltando vitaminas...? jeeeeeee...

martes, 10 de abril de 2012

Jueves santo...?






A diferencia de otras veces, esta vez el SMN la acertó con el pronóstico del tiempo y la feroz tormenta de la noche, solamente era un recuerdo a la mañana siguiente. El día amaneció soleado como si nada de lo que hubiera ocurrido a la noche hubiese sido real. Los cuerpitos desnudos a mis lados del Gasti y del Tomi eran la única referencia de que en la noche anterior realmente había pasado lo que había pasado, aunque el 'menage a trois' que habíamos intentado hacer, solamente fue para transar y dormir...

Me levanté medio embotado. Me dolía un poco la cabeza pero no era en extremo, aunque sentía un fuego en el estómago que se me elevaba hacia la boca. Además tenía la boca re seca y amarga, así que me fui a la cocina a tomar agua o la gaseosa que encontrara. Después me dediqué a hacer café, calentar la leche y cuando me disponía a hacer las tostadas se incorporaron el Caio y Lucho, entonces yo aproveché para despertar al resto y después ducharme rápidamente para sacarme los vapores etílicos..

Salimos para el campo después del desayuno tardío. La verdad que había llovido mucho pero los caminos de tierra estaban transitables. Llegamos a la casa y nos acomodamos. En el dormitorio principal lo compartimos yo que no tenía pareja con el Tomi y el Gasti. En el segundo dormitorio, se acomodaron el Matius y el Juani y en el tercer dormitorio, Caio, Lucho, Andy y el diosito. Así estaba planificado, pero teníamos un 'plan B' por si dejaban al Nico quedarse a dormir en el campo.

Como el Nico tiene cero experiencia, pero le gustaba la onda con el Gasti y viceversa lo íbamos a mandar a dormir con Andy y el diosito que recién andan en los primeros preámbulos para ser pareja y no pasan del beso o la caricia. El Caio y Lucho que también son medio tímidos pero están en una etapa más avanzada dormirían en la habitación chica, ellos solos y el Matius y Juani y el Tomi y yo que no tenemos problemas para coger entre nosotros dormiríamos en la habitación grande. 

Así que mientras ellos terminaban de acomodar y armar las camas, yo fui a buscar al Nico a la casa de los abuelos en el pueblo y el Tomi y Caio fueron a comprar las cosas que nos faltaban en el supermercado para después volver todos juntos. Y eso fue lo que hicimos. La verdad que el jueves santo, fue santo, porque nos pasamos el día hablando miles de boludeces. Especialmente blanqueamos nuestra orientación sexual con el Nico para que se atuviera a lo que podría ser testigo.

El pibito se portó de '10' (excelente) y bastante rápido hizo buenas migas con el Gasti. Después decidimos hacer amasar pizza y hacerla a la parrilla para cenar, pero como se nos cortó la luz, decidimos cenar a la luz del fuego directamente al lado de la parrilla. A los postres, el Matius trajo whisky para comer el helado, pero no era helado con whisky sino whisky con helado y ahí se desmadró todo. Bueno, al final y al cabo a eso fuimos no...? A disfrutar y a disfrutarnos. Así que cuando la cosa se empezaba a degenerar, ya de madrugada, el Matius, me dijo sino era hora de seguirla en la 'pieza' (dormitorio), total, todos sabían ya donde dormían, con quién y cuál era el límite de cada uno. Y ante la pregunta del Caio, de cuál era el límite, el Matius le contestó que el cielo era el límite...! Uuuhhh...

lunes, 9 de abril de 2012

Miércoles non sancto




El miércoles fue el último día que trabajé y a pesar de que hacía buen tiempo, el 'SMN' (Servicio Mateorológico Nacional) había anunciado por la noche un eventual desmejoramiento del tiempo con fuertes tormentas, abundantes precipitaciones y caída de granizo, lo que me hizo dudar durante gran parte de la tarde de ir a la casa de campo. Porque una cosa es ir al campo con buen tiempo y otra es ir al campo y 'bancarse' (aguantarse)  un fin de semana larga lluvioso.

Al final, el SMN la acertó con el pronóstico y para las 9 de la noche parecía que se venia el mundo abajo. En Buenos Aires, la tormenta había sido más que grande y había causado no solo destrozos, sino también muertos, así que esperábamos que algo parecido pasara acá. El Gasti, manejando el auto de la vieja, había venido con el Matius y el Juani a dormir a mi casa.  Después, fue a buscar a Caio, a Lucho, al Andy y al diosito, para terminar guardando el auto en la cochera del edificio. 

Tomi había salido antes de la facultad y ya había llegado y me estaba ayudando a preparar la cena. El Gasti pensaba competir por mí con el Tomi ante la ausencia del Seba, porque yo andaba sin pareja, y si yo me inclinaba por el Tomi, creo que la idea que tenía el Gasti era de 'tirarse' (seducir) al Nico, que era una opción más que interesante, especialmente porque el pendejito le da más 'bola' (atención) a él a a cualquiera de los otros pibes.

De todos modos, y para adelantar lo que vendría en ese fin de semana largo, después de cenar, lavar, acomodar y guardar todo nos pusimos a beber vodka y ron con gaseosa y a boludear como dios manda. Al final, lo pusimos a cantar a Caio, cuando la borrachera ya era proverbial y el ambiente estaba más para 'transar' (acariciar, besar, masturbarnos) que para seguir boludeando. Entonces, nos dividimos en parejas. 

Pero como Caio tocaba la guitarra y cantaba, no podía hacer nada con Lucho. Y, aunque es super celoso, Caio dejó que el Lucho se dedicara al Juani, como al principio. Así el Matius se lo 'transó' al Tomi como lo hacía antes de salir con el Juani, Andy se dedicó al diosito y yo me dediqué a sacarme las ganas con el Gasti. Después, Caio dejó de cantar y buscó a Lucho para acostarse juntos, así que se desarmaron todas las parejas y volvimos al principio, y como yo, era la 'unica bola sin manija', tuve que hacer un menage a trois con el Gasti y el Tomi, que fue solamente una transa liviana y nos quedamos dormidos porque estábamos re cansados (léase ebrios)...!!! Igualmente, con cualquiera de los dos o los dos si llegaba a compartir cama en el campo, yo iba a estar inmensamente feliz, porque amo a los dos y tenerlos a los dos, dispuestos a satisfacerme, era la gloria completa. La semana santa, con tormenta, viento, lluvia y todo, empezaba más que bien, aunque de 'santa' no tenía nada...!!! jeeeee...




miércoles, 4 de abril de 2012

Buenas nuevas




Casi a fines de enero estuve hablando con uno de los Lucchessi. La verdad que como no conté nada durante los meses de verano, muchas cosas de mi vida no se supieron. Bueno, el 'don' como buen 'capo', acostumbrado a mover los 'hilos' de la vida de todas las personas que lo rodean y aprovechando que el Gasti y la Agus estaban de vacaciones en Europa, aprovechó la 'volada' (ocasión) para hablar conmigo. Así que cuando me llamó no me pude negar.

En la entrevista, siempre en el mismo restaurante y siempre en el mismo 'reservado' estuvimos hablando de un montón de temas. Mejor dicho el 'don' Lucchessi hablaba porque yo me dediqué exclusivamente a escuchar sus planes. Uno de sus planes, ya lo tenía concretado y es con el Gasti, con quién logró que dejara la carrera de Psicología y se anotara en la carrera de 'Derecho' (Abogacía). Y la misma idea tiene con el Matius, aunque no está muy seguro, porque el Matius es muy díscolo y no acepta imposiciones.

La Agus lo tiene sin cuidado, pero sí mira con mucho y especial cuidado a quien cree que es el novio de la Agus, es decir, yo (ay, patria mía...). Al final, si le sigo la 'corriente', me tengo que casar con la Agus y formar parte de la 'familia'. El tipo no está apurado para nada, pero sí me quiere cerca y para eso me ofreció un trabajo en las oficinas de su empresa con un muy buen sueldo. Así que desde el 1 de febrero ahí trabajo 'part-time' y me queda la tarde y la noche para estudiar y para hacer otras cosas. 

Generalmente aprovecho la tarde o la noche para ir a la facultad, estudiar o para salir con el Seba, pero ahora que está estudiando para rendir, estoy re-afianzando relaciones con el Tomi que está viviendo en casa desde que se distanció con el Yani y al igual que el Gasti no se niega a nada cuando se lo propongo, jeeeee... El fin de semana largo pensábamos ir toda la banda a la casa de campo y pasar ahí los 4 días, pero con el Seba estudiando, ahora no sé si da, aunque él se debe imaginar que lo voy a 'cornear' (ser infiel) con el Tomi o con el Gasti si es que va. Aunque por ahí si los abuelos lo dejan, como vamos a estar cerca del pueblo, y el Nico se nos une, sería una oportunidad más que interesante para avanzar sobre el pendex, aunque más no sea en una primera etapa de 'iniciación'. Además está el Juanma que sigue despertando mis instintos más primitivos, jeeeee... Pero sea el que sea, quiero aprovechar bien de este fin de semana porque realmente uno no sabe hasta cuando puede 'estirar el elástico sin que se rompa', verdad...?