jueves, 22 de febrero de 2018

Reencuentro




Después de haber hablado por teléfono, con Luciano, convinimos que lo pasaba a buscar por la casa e iríamos a tomar algo así le contaba que había pasado con la casa que me habían ofrecido los padres del Pela. Así que fuimos a un bar, pizzería y cervecería que queda cerca de la casa de Luciano. Una vez ahí, estuvimos hablando un poco de todo, pero especialmente, del tiempo que hacía que no pudimos estar juntos. Él sigue deshaciéndose en pedirme disculpas por la actitud de la madre.

Yo le repetí lo que siempre le decía cada vez que hablábamos por teléfono: que no se preocupara por la madre, que ya sabíamos que no estaba de acuerdo con que fuéramos pareja. Y que me había parecido mejor no interferir en su decisión de no ir a la casa. Por eso, y porque con la madre y la abuela y las tías iba a estar mucho más contenido y atendido. Además como dice la canción que le gusta a mi viejo, 'la distancia es como el viento: apaga los fuegos chicos pero aviva a los grandes'.

Además, con la presencia de Carlitos, creía que la parte sexual estaba satisfecha, aún sabiendo que tenía movilidad bastante reducida. Luciano me dijo que no fue tanto con Carlitos, como yo creía. Que hicieron algunas cosas pero no fue sexo desenfrenado ni continuamente ni nada de eso. Yo le dije que estaba bien, que no había problemas, y que ya habíamos hablado muchas veces de que nuestra pareja era 'abierta' y que, mientras seamos sinceros entre nosotros, no pasaba nada.

Esa fue la llave para que Luciano me confesara su 'affaire' con la 'minita' que Carlitos y Enzo, me habían comentado. Luciano me dijo que estaba 'transando' (sexo light) con una chica pero que no se habían 'arreglado' (noviando) ni nada. Se sentían bien estando juntos y tenían sexo 'light' (liviano), pero hasta ahí. Y cuando le recordé lo que me había dicho de las chicas, Luciano me dijo que esta era diferente. Y cuando le pregunté dónde la había conocido, saltó la sorpresa.

Es nada menos que Eugenia, la hija del tipo que habíamos ayudado a conseguir el auxilio mecánico en la ruta. Le reconocí que habían congeniado de 'entrada' (comienzo), pero, se habían visto un par de veces y ya tenían sexo? Luciano no tuvo más remedio, que reconocerme que se habían encontrado varias veces más, pero que nunca tuvieron sexo ni nada. Y pensaba decírmelo en cualquier momento. Después tuvo el accidente laboral y prefirió contármelo cuando nos reencontráramos...

Le dije que estaba bien, mientras no se 'metiera' (enamorara) de la minita. Que tuviera sexo todo lo que él quería porque yo confiaba en él, como también él, confiaba en mí. Así que le conté de mis vacaciones y de mi abstinencia sexual, también de como me había relacionado con los padres del Pela y el ofrecimiento que me habían hecho. De la visita a la casa y de la decepción que había sentido, cuando vi que era todo tan diferente a lo que yo había pensado y tutti cuanti...

Finalmente, como se estaba haciendo tarde y estábamos recalientes, pero no teníamos donde ir a hacer el amor, fuimos en la Eco, hasta el parque donde vamos casi siempre con el Colo y ahí, a pesar de su movilidad reducida, estuvimos 'transando' hasta que Luciano me `peteó' (felacionó) y 'acabé' (eyaculé). Obviamente, como sabe que me gusta, tomó hasta la última gota de mi semen y después saboreó toda mi pija. Mientras tanto, yo le hacía algunos movimientos masturbatorios, de tanto en tanto, porque Luciano sigue con la eyaculación precoz. Y en cuanto, lo pajeo, aunque sea despacio o con intervalos de tiempo, eyacula rapidísimo. Eso sí, en forma abundante pero también bastante líquida. Así que, en cuanto 'acabé' (eyaculé), le chupé la pija a Luciano que la tenía re parada y cabeceante. Fue así que después de un ratito, mi boca se llenó de leche humana, que tragué y que no dejé caer una gota, fuera de mi boca. Obviamente, que los asientos de un auto no es lo mismo que una cama, pero la incomodidad, la reemplazamos, besándonos y franeleándonos con ganas de volver a empezar. Después, lo acerqué hasta la casa y combinamos en volver a vernos al día siguiente para celebrar como se debe, el 'Día de los Enamorados'... jeeeeee...






9 comentarios:

  1. ¡Felicidades! Parece que, cuando menos, ya se aclararon las cosas. Ahora a esperar el retorno a casa de ese chico, una vez recuperado del todo...

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Así es JOSEP, de a poco, voy recuperando a Luciano. Apenas pasaron 2 meses y me parece que hace años que estamos separados!

    Amo a este pendejito y que te conste, que me mantuve fiel y me abstuve de cualquier contacto sexual con cualquier otro, sea diosito o no y que esté en esa clasificación! (solamente caí en la masturbación diaria)... Jaaaaa...

    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sin duda estàs muy enamorado.

      Besitos, muchos.

      Eliminar
  3. Anónimo24/2/18 2:19

    Era yo ....estaba probando pq 2 veces anteriores no quedo lo q te escribi ! Bien ahi con Luciano! ,,,,ahora ojito con la minita y los secretos de el respecto de ella. Con razon no le dio tanta bola a Carlitos xq esta esta minita ......y vos fuiste un Santo xq se dio q los chiquis estaban tdos de vacaciones jajaja ....sino otro q Luciano y la minita ! Cuidate chauuuu Charlieindio

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que no anda del todo bien, Blogger, CHARLIE. Me pasó algo parecido, contestado desde la tablet que me dio el colegio...

      Por suerte, para mí, Luciano sigue tan enamorado de mí como siempre y aunque se encontró que esta minita es 'diferente' como dice él, creo que de la faz bisexual que tiene, es más fuerte el lado pasivo (le gusta más la pija que la concha, aunque todos sabemos de su mala experiencia)... jaaaaaa...

      En cuanto a mis vacaciones ascetas, todo se debió a la falta de oportunidades. No se puede salir con heteros de vacaciones, especialmente si son muchos, porque tenemos que fingir una orientación que no tenemos y las ocasiones de estar solos, fueron realmente escasas. En fin... El año que viene iré de vacaciones solamente con gays... jaaaaaa...

      Besos!

      Eliminar
  4. ¿¿Pareja abierta?? Igual no sé por qué me sorprende si desde hace años, que un día estas en la cama con uno, y al siguiente con otro. En fin... yo no puedo criticar nada jajá
    Mira que los años pasan, y así como hoy tenes muchas migas para picotear por todos lados, puede que mañana no quede ninguno.
    Solo espero que seas feliz y que no sientas dentro tuyo un vacío que no pudiera ser llenado por nada ni nadie.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya lo pensé muchas veces a eso que decís, SEBASTIAN, especialmente, cuando sea un 'madurito'. Claro que ya viejito me gustaría seguir disfrutando de Luciano o de algún que otro chico, ya que conozco perfectamente, las limitaciones que da la edad. Mientras tanto, trato de aprovechar todo y disfrutar a lo grande lo que la Vida me ofrece.

      Besos!

      Eliminar
    2. jaja en este caso… mmm si te imagino de "madurito" sentado en un inodoro de un baño público mamando las chotas anónimas de las nuevas generaciones de pendejitos XD
      Saludos.

      PD. Hace unos días soñé con vos, en mi sueños te puse un rostro (ya que no te conozco), y por el vago recuerdo que tengo de aquello, vos y yo terminamos encamados jeje

      Eliminar